La directora de Redes y Servicios del Ministerio de Salud, Leticia Pintos, señaló que 92 personas están siendo atendidas provisionalmente con respiradores ya que los servicios de terapia intensiva respiratoria tienen una ocupación del 100%.

Cerca de 100 pacientes graves con coronavirus esperan un lugar en terapia intensiva en Paraguay ante la ocupación de un 100% de las camas en los hospitales, informaron este viernes las autoridades antes del inicio de una cuarentena estricta para intentar mitigar los contagios en Semana Santa.

La directora de Redes y Servicios del Ministerio de Salud, Leticia Pintos, señaló este viernes que hay 92 personas que están siendo atendidas provisionalmente con respiradores a la espera de un lugar en las unidades de terapia intensiva.

La funcionaria indicó en conferencia de prensa que los servicios de terapia intensiva respiratoria tienen una ocupación del 100%, según informó la agencia de noticias oficial de Paraguay IP.

«Estamos muy exigidos todavía, por lo que instamos a la gente a tomar consciencia y responsabilidad sobre la situación que estamos pasando y pedimos respetar las medidas para desacelerar el ritmo de contagios e internaciones», declaró.

Pintos agregó que se habilitarán en los próximos días más camas de terapia intensiva, pero alertó que otro problema es que el personal de salud «está casi agotado» por la pandemia.

 

«Instamos a la gente a tomar consciencia y responsabilidad sobre la situación que estamos pasando y pedimos respetar las medidas para desacelerar el ritmo de contagios e internaciones»

LETICIA PINTOS


Paraguay vive un crecimiento de la curva de contagios, atribuida a la mutación brasileña de la Covid-19 detectada por primera vez en la ciudad de Manaos, que ya circula en varias regiones del país.

Esta semana epidemiológica hubo un pico de contagios y fallecimientos el miércoles, con más de 2.600 y 51, respectivamente.

«Lo ideal es que el ritmo de desaceleración baje, pero que no siga acelerando es aceptable», manifestó el director de Vigilancia Sanitaria, Guillermo Sequera, y agregó que se aguarda que las medidas que se extenderán hasta el domingo 4 de abril ayuden a la baja de casos.

Cuarentena estricta

El Gobierno de Paraguay impondrá una cuarentena estricta desde el sábado y hasta el domingo 4 de abril, período en el que las personas solo podrán salir de sus casas para comprar alimentos, medicamentos y artículos de limpieza.

Solo quedaron exceptuados de esa medida quienes realizan tareas «impostergables», tales como los servicios de salud pública y privada; la asistencia de personas discapacitadas, adultos mayores y niños, y supermercados, despensas y farmacias.

La educación superior solo funcionará a distancia, mientras los comercios no esenciales podrán trabajar entregando sus mercancías a domicilio y los gastronómicos podrán vender solo para llevar o mediante delivery.

Asimismo, no se interrumpirán la ejecución de obras públicas y civiles ni el transporte de cargas, tanto terrestre como fluvial.

En materia de transporte de pasajeros, quedaron prohibidos los de mediana y larga distancia, y en cuanto al servicio urbano, funcionará de 5 a 20 y solo podrá llevar pasajeros sentados.

En ese marco, este viernes había un importante movimiento de pasajeros en la terminal de ómnibus de Asunción, con personas que intentan viajar para pasar con sus familiares la Semana Santa antes del inicio de las restricciones.

Paraguay acumulaba desde el comienzo de la pandemia 202.700 casos confirmados de coronavirus y 3.910 murieron por la enfermedad, según el último balance del Ministerio de Salud.

Esta semana hubo un pico de contagios y fallecimientos el miércoles, con más de 2.600 y 51, respectivamente.

    Comentarios de facebook